viernes, 4 de marzo de 2011

La relatividad de la moral


El vicepresidente de Brasil, Michel Temer, tiene setenta años.
Marcela Tedeschi Temer, segunda dama de la República Federativa de Brasil, tiene veintisiete años.
Se conocieron hace poco más de siete años –ella todavía tenía dieciocho–, cuando le pidió un autógrafo durante una convención del Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB), al que pertenece Temer.
Él, que en ese momento tenía sesenta y tres años, le pidió su número de teléfono.
Marcela, que fue elegida Miss Campinas y Miss Sao Paulo, y era hija de un empresario y un ama de casa, quería ser modelo antes de conocer a Michel.
Ahora es graduada en derecho.
Cuando ella tenía diecinueve, se casaron en una ceremonia íntima, y han tenido un hijo que ya tiene dos años.
El día que su esposo asumió el cargo de vicepresidente de la república, Marcela Temer acaparó las miradas de todos los presentes y los comentarios de toda la prensa.
Cuando con cierta malicia intencional los periodistas le preguntaron si la diferencia de edad afectaba de alguna manera al matrimonio, ella les 
contestó: "La edad no es un obstáculo en nuestro caso. Es como si Michel tuviera treinta años. Es gracioso decirlo, pero es verdad".
Me pregunto qué hubiera pasado si en vez de haber sido El Profesor, hubiera sido yo político o empresario.
¿Hubiéramos pasado por todo lo que pasamos? ¿Nos hubieran combatido, criticado, repudiado y juzgado tanto?
Claro que en la vida no hay ni hubiera ni hubiese y las cosas suceden por algo, por razones que no comprendemos hasta después de un tiempo.
Pero no puedo dejar de pensar en la relatividad de la moral convencional y en cómo, según en qué lugar se encuentre uno en la escala social, se puede ser un viejo verde que corrompió a una adolescente ingenua o un señor mayor respetable, a quien Cupido le lanzó una flecha de amor, y dio en la Diana.
Quise escribir este post el 8 de enero, cuando asumió la nueva presidente de Brasil y el matrimonio Temer causó un verdadero revuelo de prensa, pero entre una cosa y otra, se me pasó el tiempo. Loli opinaba que “Ya fue, Gordi...”, pero de todos modos, acá está.


El Profesor

31 comentarios:

  1. Y quizás los criticaban igual pero las críticas no llegaban a ellos.

    Para nosotros (MAC y yo) usted es un "señor mayor respetable, a quien Cupido le lanzó una flecha de amor, y dio en la Diana", como tan lindo lo dice.

    Saludos para los dos.

    ResponderEliminar
  2. Hola Loli y profe!! Cómo están? Los sigo hace muchísimo, pero recién ahora me hice un blog. Espero que se pasen, ya irá tomando forma. Les mando un beso, los mejores éxitos, y un gran agradecimiento por sacarme los miedos que tenía por haberme fijado en alguien 10 años mayor. En breve se irán enterando esa historia.

    Sigan siempre así!!!

    ResponderEliminar
  3. Pienso que la costumbre muchas veces nos lleva a pensar mal. Somos prejuiciosos por naturaleza y no profundizamos en el asunto antes de sentenciar algo.
    Pero pienso que ustedes saben lo qué sienten y cómo lo viven no tienen porqué dar explicaciones, justificaciones ni nada por el estilo. Obvio que muchas veces lo que dicen los demás es doloroso e incluso molesto pero no tiene que importarles!
    Ellos en su lugar no se preocuparán tanto por el qué dirán!

    Que anden bien

    ResponderEliminar
  4. Mmm..pues no sé mucho de estos menesteres, pero si de algo estoy segura, es de que si usted Profe,fuera lo que fuera,pero fuera millonario al mismo tiempo, ni quien les dijera nada. Pero pues a lo mejor no tiene mucho dinero, pero es usted todo un HOMBRE,así con mayúsculas, de esos que ya no hay y que muchas autollamadas "damas mujercitas" quisieramos a nuestro lado.

    Y mejor seguir para adelante, como dice un gran amigo mio: "el hubiera es un pendejo que nunca llegó a la fiesta"; y usted, a su modo, es feliz con esa pequeña flor que tiene a lado y que ahora está viendo crecer como mujer y cómo persona.

    A poco no?
    Abrazos a ambos.

    ResponderEliminar
  5. Todo es tan relativo!! Yo le apuesto al amor igual!

    Cariños!

    ResponderEliminar
  6. La verdad que estoy totalmente de acuerdo con esté dilema,con está situación que se genera de manera injusta!
    Una cosa,creo yo,que se cuestione si fue o no Cupído teniendo en cuenta la forma de ser de la chica,la madurez,la forma de ver las cosas...pero,es indignante que se cuestione,o no,por una clase social,por una situación económica
    donde queda demostrado que lo que menos interesa es la intención que tenga el hombre con la chica...en fin...por suerte hay casos que son distintos!
    Un beso chicos!

    ResponderEliminar
  7. PERO NO SON LOS ÚNICOS USTEDES. ESO SÍ, SON LOS MEJORES, JAJAJA.

    UN BESO GRANDE, http://malatendida.blogspot.com :)

    P/D: LO LEÍ, PERO NO PENSÉ QUE NECESITARA RESPUESTA! MIL PERDONES, ME PUSO MAL :(

    ResponderEliminar
  8. Hola lolita y el profe quiero hacer un comentario, yo tengo 30, ya no soy una lolita pero me encantan los hombres mayore,s minimo 15 años mayores que yo, el otro dia paseabamos a mi hijos con mi novio y un tipo se dio cuenta y grito "que grande el abuelo!!" queriendo de la rabia que le daba, que ganas de darme vuelta y decirle "al abuelo lo tengo muy ocupado en otras cosas" JAJA buenopero no, un beso! . dense una vuelta por el verjel.

    ResponderEliminar
  9. Muy cierta la frase de que todo es relativo, estas personas al tener dinero y ser politicos reciben criticas en su mayoria positivas, aunque no dudo que tambien recibieron criticas negativas pero el poder puede poner mordazas.

    Tambien es relativo porque aunque socialmente para muchos es malvisto que un hombre mayor se lie con jovenes, por otro lado se fomentan este tipo de relaciones, para muchos hombres es "de machos" tener una novia/amante/esposa joven, tambien es una fantasia muy recurrente, mega explotada en el porno, y porque no decirlo en la prostitucion, pues entre mas jovenes mas cobran.

    Pero como escribio, todo es relativo, y mas allá de los estereotipos, usted y lolita, hicieron una buena relacion, porque mas alla de unos nicks provocadores y en un punto hasta morbosos como Lolita y Profesor, atraves de sus escritos se muestran como una pareja normal, con sus altas y bajas, que vive lo que cualquier pareja ordinaria que se quiere. Un besito.

    ResponderEliminar
  10. Feliz dia Loli, mujercita.
    Que identificada me siento con vos. Tenemos la misma edad, y nos gusta alguien más grande.. y usas expresiones que por ahí yo soy de tirar. Te mando un beso enorme!

    ResponderEliminar
  11. Hola Loli y Profe! cada vez ando menos por blogger pero siempre los sigo. Con respecto a lo q posteó el Profesor, quiero contarles que una de las cosas que más me generó empatía hacia vuestra historia es que ud no es ni politico ni empresario, por lo tanto el amor de Loli hacia ud no está contaminado con la aspiración a una vida de lujos como suelen tener estos especímenes, q se pasean con chiquitas como trofeos, sin querer darse cuenta de que muchas veces "billetera mata galán".
    Creo que las historias de amor sincero como la vuestra y del señor vice de brasil son las menos. No creo q haya mucha gente que se aguante tener a medio mundo en contra, y uds son un ejemplo en ese aspecto.
    Les dejo un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
  12. Marga:
    Gracias por tener esa opinión acerca de mi persona :)

    El Profesor

    ResponderEliminar
  13. Eleanora:
    Gracias por sus gracias. ¿Vio que el miedo en estos casos no es más que una ilusión?
    Vamos a visitarla en su rinconcito. :)

    El Profesor

    ResponderEliminar
  14. SantitAh:
    La palabra lo dice todo: "pre-juicio". Antes de hacer un juicio o dar una opinión, sin haberse informado. Gentes así, las hay en cantidades, claro. Ocurre que, como escribí, "según con quien". ¿Qué remedio?
    Gracias por su comprensión :)

    El Profesor

    ResponderEliminar
  15. Princesa Adora:
    El que apuesta al amor, siguiendo lo que le dice el corazón, tiene sensaciones extrañas, padece la incertidumbre pero, pese a todo, no se equivoca. ¿Verdad?

    El Profesor

    ResponderEliminar
  16. Nerea:
    Sí, peliagudo y complicado, el tema.
    Besos nuestros para usted :)

    El Profesor

    ResponderEliminar
  17. Mal Atendida:
    Jajaj... ¡Qué lindo eso que nos dice! ¡Gracias! :)

    El Profesor

    ResponderEliminar
  18. Venus:
    ¿Sabe cuántas veces me gritaron: "¡Abuelo, quiero ser tu nieto!" o "¿Me dejás ser tu yerno?"?
    Lo que gritan, Venus, es el reflejo de lo que sienten, ¿no le parece?
    Gracias por pasar. Haremos lo propio y nos daremos una vuelta por el vergel.

    El Profesor

    ResponderEliminar
  19. Lilith:
    Usted siempre tan profunda y aguda con sus comentarios. ¬¬

    El Profesor

    ResponderEliminar
  20. ¡Adrián! ¡Adrián! ¿Qué pasa? ¿Ya no nos lee? :(

    El Profesor

    ResponderEliminar
  21. Eleanora:
    ¿Vio? Situaciones como éstas, sólo se comprenden cuando se viven. ¿No le parece?

    El Profesor
    PD: Loli le manda otro :)

    ResponderEliminar
  22. LaVieEnRose:
    Comentarios como el suyo, nos acarician y nos ayudan a seguir enfrentando a los prejuiciosos.
    ¡Gracias!

    El Profesor
    PD: Y gracias por seguir leyéndonos, claro está

    ResponderEliminar
  23. Miren, mis viejos pasaron por lo mismo (23 años de diferencia) ahora hace 25 años que están juntos. A mi eso es lo que me parece natural, incurcsioné con señores a los 15, la pasé genial, me sentí plena y ahora tengo un pronctuario de todas las edades y ni llegué a los 25. jajaja

    Muahs muhas

    ResponderEliminar
  24. Cat:
    Sabemos que historias como la nuestra son más comunes de lo que uno se imagina, pero los prejuicios las tildan de "perversión".
    Gracias por confirmarnoslo.
    Un saludito,

    El Profesor

    ResponderEliminar
  25. "No fue", es lo que me dije a mí misma cuando llegué al final del post. Y porque tiene razón.
    En todos lados existe el doble discurso, la careteada y es lo que más me jode.

    Acá los "mataron" por la diferencia de edad, en cambio en otros lugares (y depende de quién es) les hacen un guiño.

    Excelente post ahijado!!!

    Besote

    ResponderEliminar
  26. Loli, Profe:

    Cada que leo entradas como ésta se me hace un nudo en la garganta... Los admiro tanto! Yo, por ejemplo, acabo de terminar una relación con un hombre 10 años mayor. Creo que no supimos manejar la diferencia de edades (y eso que no era tanto)

    Beso y abrazo para ambos.

    María Magdalena.

    ResponderEliminar

Puedes dejar aquí tu comentario, aunque te pedimos que si lo que piensas escribir está cargado de prejuicio a causa de no haber vivido una experiencia similar a la nuestra... lo pienses dos veces.

Haremos todo lo posible para que tu comentario te sea respondido a la brevedad.

Muchas Gracias.

Lolita y El Profe